Remedios caseros para el asma

El asma es muy conocida mundialmente y es quizás la enfermedad más representativa de las Enfermedades Obstructivas Cronicas (EPOC),  es común en niños y adolescentes menores de 14 años, aunque esta no discrimina edad, sus características fisiopatológicas se asocian a la hipersecreción glandular del musculo liso bronquial y estreches de las vías respiratorias, cosa que puede ser causado por agentes externos como propios del organismo.

Síntomas del asma

Sus síntomas principales son tos sin expectoración, sibilancias y disnea o dificultad para respirar, esta es una patología que muchos padres deben enfrentar y en ocasiones no tiene el tiempo suficiente para llegar a un centro asistencial y es por esta razón que te mencionare y explicare brevemente algunos remedios caseros para el Asma con la que la podrás controlar.

Los remedios caseros para el Asma son variados y en general muy naturales, y esto es lo mejor ya que se pueden realizar con elementos que comúnmente se encuentran en nuestra vivienda.

Remedios a base de Cebolla, limón y miel.

La cebolla y el limón son dos alimentos naturales muy populares entre los remedios caseros, y esto gracias a sus propiedades vitamínicas como lo son la vitamina C y B, la miel por su parte tiene propiedades antiinflamatorias y antisépticas que previenen la infección por microorganismos.

Ingredientes y preparación

Los ingredientes son muy fáciles de conseguir en la casa y sino en cualquier mercado, solo necesitas 500 gramos de cebolla morada, 2 o 3 limones dependiendo del tamaño, 1500 mililitros de agua, 210 gramo de miel pura, más o menos  7 cucharadas y dos tazas de jarabe de arce.

Para la preparación colocas el jarabe en un sartén grande a fuego lento, cuando este caliente se agrega la cebolla picada en cubo previamente, se cocina por 3 minutos aproximadamente y se añade el agua, se deja hervir hasta que el agua disminuye considerablemente y se añade la miel y juego de limón, luego removemos hasta obtener una mezcla homogénea. Luego se apaga y se deja reposar hasta el siguiente día.

¿Cómo consumirlo?

Los remedios caseros para el asma generalmente son inhalados para causar un efecto rápido y eficaz, sin embargo este es consumido y deglutido siendo menos rápido pero igual de eficaz. Se debe beber una cucharada previa a cada comida, lo cual se debe repetir todos los días hasta sentir un alivio de las vías respiratorias. Este remedio es ideal para enfrentar cualquier patología respiratoria, con lo cual observaremos mejoría en cuestión de días.

 

Tu opinión cuenta, ¡comenta!

comments