Plantillas para tendon de Aquiles

Resulta común en los deportistas ver como el talón de Aquiles es el más afectado por el esfuerzo que realizan sobre él cuando realizan ejercicio. Son lesiones que producen mucho dolor en esa zona y les dificultan realizar movimientos básicos, como caminar.

Cuando la lesión que se presenta tiene un nivel bajo, nada mejor que apoyarse en las plantillas para tener una rápida rehabilitación. Son la mejor opción para tener una recuperación en la comodidad del hogar. Además de que pueden conseguirse en diferentes precios, ajustados a las necesidades de todas las personas.

Es importante mencionar que el uso de plantillas es necesario cuando las lesiones no son graves, ya que su función principal es evitar la molestia ocasionada en esa parte del pie.

A continuación te mencionaremos cuáles son las plantillas más utilizadas.

1.     Las plantillas de silicón

Son una de las más utilizadas cuando se presenta este tipo de afección en la parte del tendón de Aquiles. Es la mejor opción para lograr soportar las fuerzas ejercidas en esa zona. Deben incluirse en el calzado diario y lograr mejorar la molestia. Entre sus funciones principales se encuentran las siguientes.

  • Son ideales para ayudar a limitar la extensión del tendón de Aquiles. Esto se debe a que gracias a ellas es posible tener el pie inclinado, y evitar que el tendón esté completamente extendido. Básicamente actúan como unos tacones, pero de una forma discreta y profesional.
  • Se utilizan para amortiguar todas las tensiones a la que es sometido el tendón de Aquiles.
  • Son muy cómodas y su uso constante es capaz de garantizar una rápida mejora.

2.     Las plantillas personalizadas

Hay empresas que se dedican a la fabricación de plantillas personalizadas. Lo que se busca es poder ajustarlas a las características de las personas, para equilibrar la carga que recibe el tendón, y todo el cuerpo se mantenga alineado.

En la mayoría de los casos son utilizadas para prevenir evitar sufrir de algún tipo de lesión en el tendón. Básicamente se trata de réplicas exactas de las plantillas de silicón, pero ajustadas a cada persona.

3.     Las plantillas PARS

Este tipo de plantilla es utilizada cuando la lesión es considerada como algo crónico, y hay una rotura del músculo. Es la mejor opción para evitar complicaciones al momento de realizar un procedimiento quirúrgico. Además de que son ideales para tener una recuperación en poco tiempo.

Con la plantilla PARS lo que se busca es hacer la captura de los sectores distal y proximal del tendón de Aquiles, haciendo uso de una sutura FiberWire. Este sistema permite realizar suturas en todas las direcciones sin tanto problema.

Por otro lado, el tendón conserva su tono natural luego de la intervención. Es uno de los métodos menos invasivos del mercado y más utilizados.

Dependiendo de la gravedad de la lesión tienes la posibilidad de elegir entre las 3 opciones antes mencionadas. Sin embargo, es importante poder asistir al médico de confianza y verificar cuál es la que más se ajusta a tu lesión. No esperes más y evita ser afectado por una tendinitis, protegiendo el tendón de Aquiles con el uso de las plantillas.

Tu opinión cuenta, ¡comenta!

comments