Las mejores ideas para cuidar tu pelo de forma natural

El cuidado del cabello es, quizás, una de las cosas más trabajosas de hacer, pues es una tarea constante, de mucha paciencia y que requiere de tiempo y disposición.

No es que sea muy difícil, sólo que requiere dedicación si queremos encontrar resultados rápidos y duraderos.

Todos los días el pelo está expuesto a factores externos como los rayos solares, aire, agua, sales y productos químicos contenidos en los champúes y cremas de peinar, y también a los tratamientos y cuidados que nos hacemos con la plancha o secador.

¡Hacemos de todo para que nuestro cabello luzca hermoso y saludable! ¿Estás teniendo los resultados esperados? Para ayudarte en esta cotidiana tarea te traemos las mejores ideas para cuidar tu pelo de forma natural. ¡Están buenísimas!

 

Un cabello saludable es producto de una dieta adecuada

El primer paso para cuidar tu cabello de forma natural es, sin duda alguna, una dieta saludable, pues de nada servirá que emplees tiempo y dinero en cuidar tu pelo si no comes de manera sana y equilibrada.

Asegúrate de consumir frutas, verduras, cereales y las proteínas necesarias, así como de tomar mucha agua diariamente. Las verduras de hoja verde son esenciales para el cabello, pues aportan grandes cantidades de vitamina A, la cual  promueve el crecimiento del pelo.

Imagen relacionada

Córtalo regularmente

El cabello necesita que se corte con regularidad, pues así se hace más fuerte y crece más. El corte adecuado evita la salida de orquillas y que éste luzca maltratado y sin brillo.

 

Escoge bien los productos que utilizas

Los productos para el cuidado del cabello son muchos; hallarás desde tintes, mascarillas, alizantes, champúes, acondicionadores, y cualquier cantidad de opciones para ‘mejorar’ la salud del cabello.

Sin embargo, la mayoría son hechos con sustancias químicas que no son buenos para la salud y que contiene altas concentraciones de sales, las cuales promueven la caída del cabello.

Hoy día hay muchas opciones para reemplazar a los químicos de siempre,por ejemplo, utiliza tintes naturales o colores vegetales en lugar del tradicional tinte de cabello; para alisarlo, opta por mascarillas caseras, en lugar de los potentes alisantes que abundan en el mercado.

 

Péinalo adecuadamente

Peina el cabello sólo cuando éste se seque de forma natural, para que evites que se parta; asegúrate de utilizar un cepillo adecuado, de cerdas suaves y naturales, y de no peinarlo con mucha fuerza.

También, recuerda lavar con frecuencia los cepillos y peines, pues estos suelen acumular polvo y grasa.

Cabello limpio

Nunca se recomienda lavar el cabello diariamente, pero tampoco dejar pasar muchos días; mantén tu cabello limpio, sin que se ponga grasoso. Cada persona es distinta, por lo que hay algunas que sufren cambios bruscos en su pelo a exponerse a distintos climas.

Por ejemplo, algunos cabellos cambian cuando uno viaja o visita un lugar distinto al lugar donde uno vive; hay pelos que se ponen grasosos cuando están en lugares muy calurosos;otros, se resecan rápidamente a temperaturas frías.

Si esto te sucede, lava muy tu cabello cada vez que observes estos cambios.

 

Aprovecha las propiedades de algunas plantas o alimentos

El cabello nunca estará mejor cuidado que cuando se utilizan productos caseros en él; hay muchos alimentos o plantas que ofrecen grandes beneficios para tu pelo y son muy económicos.

Por ejemplo, el áloe vera, o sábila como se le conoce en algunos países, es una de las plantas que más beneficia el cabello, y la piel en general. Utiliza una mascarilla una vez por semana y notarás cómo tu cabello gana brillo y se fortalece. Masajea  las raíces con áloe por unos 15 minutos y luego lávalo.

También puedes usar aceite de oliva mezclado con aguacate y huevo; esta es una de las mejores mascarillas, pues no sólo protege el pelo, lo limpia, fortalece y le da brillo, sino que es muy útil para alisar el cabello de forma natural.

 

Conoce tu tipo de cabello

Algunos no saben cómo es su tipo de cabello y por ello utilizan cualquier producto o remedio casero sin saber si le funciona; lo ideal es que aprendas cómo tratar a tu cabello si es reseco, grasoso, normal, quebradizo, rizado o liso. Esto es indispensable para poder cuidarlo adecuadamente.

Resultado de imagen para tipos de cabello

Cuídate de la caspa

La caspa es uno de los problemas más comunes en el cuidado del cabello; muchos champúes dicen ser anti-caspa’ pero muy de lejos que puedan solucionar este problema. Trátalo naturalmente.

¿Cómo? Puede colocar una buena porción de vinagre una vez que has lavado tu cabello con champú; deja el vinagre toda la noche, no lo retires hasta que vuelvas a ir a la ducha. También puedes utilizar cerveza, raíces de remolacha blanca o miel y huevo.

Alisado natural

Sea que tu cabello es liso o que desees alisarlo porque sí, la mejor forma es hacerlo naturalmente. Arriba dijimos que el aceite de oliva con aguacate y huevo es una mezcla muy potente para conseguir un alisado natural, pero el coco o el aceite de coco también pueden ayudarte a tener un cabello liso y sedoso.

Mezcla, en una licuadora, medio coco con una cucharada de avena molida y agrega 125 ml de leche líquida; pon esto a cocinar hasta que hierva y agrégale una cucharada de almidón diluido en agua.

La mezcla estará lista cuando esté cremosa. Deja reposar y colócala en tu cabello durante 30 minutos. Si usas un gorro para tapar el cabello obtendrás mejores resultados. Luego lávalo y deja que se seque por sí solo.

Imagen relacionada

Haz que crezca

Si deseas hacer crecer tu cabello puedes preparar un aceite de romero casero; el romero es una de las plantas más útiles para ayudar al crecimiento del pelo, ayuda a eliminar la caspa y previene la aparición de canas.

Si no preparas el aceite, utiliza el romero como un ‘agua’, diluyéndolo en esta y lavando tu cabello con ella en lugar de usar agua normal.

Cabello rizado naturalmente

Si tu cabello es rizado o en algunas ocasiones deseas lucirlo así, entonces puedes preparar un agua con cáscara de piña ya que ésta favorecerá el rizado del cabello de forma natural. Pon las cáscaras a hervir con suficiente agua y luego déjala reposar.

Utiliza esta agua para empapar todo tu cabello, desde la raíz hasta las puntas, cada vez que te duches durante un mes.

El yogurt mezclado con el áloe vera es útil para quienes ya tienen el cabello rizado o ondulado; si sólo deseas rizos para ocasiones especiales, entonces prueba a enrollar mechas de cabello, en poca cantidad, en papel de aluminio o en los comunes tubos plásticos, coloca crema para peinar en cada cabello y prensa las mechas para que no se suelten.

Una hora será más que suficiente para obtener los rizos soñados, aún cuando tu cabello sea muy liso.

Resultado de imagen para rizar el cabello de forma natural

Evita la sobre-exposición al calor

Por último, no te aconsejaremos que elimines el uso de los secadores o planchas, porque sabemos que no lo harás; pero procura utilizar estos aparatos de forma moderada.

De vez en cuando, deja tu cabello al natural, aún si tiene frizz, esto te ayudará a lucir más fresca y cómoda contigo misma y le dará un tiempo de gracia a tu cabello para que descanse de tanta actividad. ¡Ama tu cabello tal como es y notarás que los cuidados que le proveas serán más eficaces! 

 

 

 

Tu opinión cuenta, ¡comenta!

comments